Los urgentes primeros 100 días del plan de Pemex

n-a11-eu141116-2_drupal-main-image-var_1479110816

Las primeras acciones en los primeros 100 días del plan de Pemex son básicas porque lo que quieren es recuperar la confianza en sus acciones. Pasó una semana y una gran cantidad de explicaciones en corto y en largo para venderlo; sin embargo, no convencen a los analistas.

Los tres problemas principales del Plan de Negocios de Pemex son: en exploración y producción lo que vaya a ocurrir es a largo plazo, pues nada resuelve la constante caída en los niveles actuales, los farm outs son a futuro, en lo que respecta a los analistas se necesita una acción urgente para mantenerse por arriba de los 2 millones de barriles diarios.

En el tema de la transformación industrial, las dudas son en torno a que las asociaciones anunciadas no son para incrementar la producción de producto o para vender activos de las tres refinerías que no han sido reconfiguradas, cuando mucho son para evitar que haya más paros derivados de la crisis.

El tercer punto es la presencia del sindicato petrolero como un fantasma en todos los segmentos de la cadena, los negocios en los que están metidos los trabajadores, materia de trabajo le dicen, y las negociaciones en las que van a participar.

Si el esquema a seguir es como el que se tiene con Mexichem o Unigel en refinación lo que habrá es una revuelta porque uno de los candados de la reforma energética fue justo ése: mantener los activos de la empresa intactos, en todo caso crecerlos, no cederlos en comodato.

Si la primera noticia del Plan de Negocios es la llegada de Bank of America como el banco que le ayudará a Pemex para buscar sus socios, la noticia no es tan positiva por muchas razones; entre muchas otras destacan las posiciones que ya tienen en la empresa Blackrock y a KKR. ¿De qué sirve, entonces, que estén tan cerca de la actual gerencia? Un analista fue más lejos: “En serio ¿BofA?”

Citando a Charles Bukowski: “Si lograste engañar a una persona, no quiere decir que sea tonta, quiere decir que confiaba en ti más de lo que te merecías”. Pues entonces buena suerte con las asociaciones y los permisos para lograrlas.

Buzos

1.-El que está de regreso en el sector energético es Esteban Levin que dejó su posición en el sector financiero y ahora despacha en Grupo Diavaz.

2.-Ya está en marcha la licitación para el arrendamiento de autos de Pemex, un contrato de 1,400 millones de pesos por medio de subasta reversible. Se sabe que hay tres interesados: Jet Van, Integra y Tecno Alta Distribución (TAD). Hay que reconocer su valentía. La petrolera no es buena paga y a pesar de ello ahí están. Además, el año pasado cancelaron un contrato que ya estaba otorgado pero no firmado; como sea, el ganón en este año es TAD, al que le ampliaron un año su contrato.

Share This Post:

jrconde